martes, julio 27, 2021
Inicio Internacional Padre alaba a Dios por darle la sanidad a su hija con...

Padre alaba a Dios por darle la sanidad a su hija con un tumor

Un padre de un pequeño pueblo de Etiopía alabó a Dios por usar a extraños para salvar la vida de su hija de un gran tumor facial.

Matios Alafa Haile vio a Nagalem Haile, de 5 años, desarrollar un tumor en la mandíbula poco después del nacimiento, que comenzó a expandirse a medida que la niña crecía.

La familia no tuvo acceso a la atención médica en su área y no puede hacer nada para ayudar a Haile. La malformación en el rostro causó gran vergüenza a la niña, que se negó a salir de la casa.

Padre alaba a Dios por darle la sanidad a su hija con un tumor

El tumor también estaba dañando la salud del niño, convirtiéndose en una amenaza para su vida cada día que pasaba.

Haile tenía dificultad para respirar y tragar y corría el peligro de que la masa, que seguía creciendo, la asfixiara o la matara de hambre.

Además, había demasiados vasos sanguíneos atravesando la malformación, si el tumor se rompía, la niña podía sangrar en cuestión de minutos.

Dios hizo la obra

Así que Dios hizo que extraños se encontraran con Haile y lo ayudaran. Un funcionario del gobierno de Estados Unidos se enteró de la historia de la niña mientras estaba en una misión a Etiopía. Se contactó con varios médicos para realizar la arriesgada cirugía para extirpar el tumor facial.

El Dr. Milton Waner respondió a la llamada y con el apoyo de Waner Children’s Vascular Anomaly Foundation, Heal the Children, USAID y Northwell Health, realizó la cirugía sin costo para la familia de Haile.

Las organizaciones financiaron la visita del padre y la niña a Nueva York, donde se llevó a cabo la delicada cirugía de 12 horas.

Confiamos en un milagro

“Este tipo de cirugía es muy difícil, muy peligrosa y ciertamente pone en peligro la vida. Le explicamos lo que le pasaría al padre del niño. Existía la posibilidad de que ella no sobreviviera”, explicó el Dr. Milton.

El procedimiento quirúrgico fue un éxito y Matios, el padre de Haile alabó a Dios por usar personas generosas para salvar la vida de su hija y devolver la alegría a su familia.

“Sin ti, no sería así. Muchas gracias. Antes lloraba, pero ahora sonrío, gracias a Dios”, agradeció el padre, luego de la cirugía.

Hoy, Haile puede disfrutar de su infancia y salud, junto con su familia. “Ella era diferente después de la cirugía. Ella está jugando y disfrutando de todo al aire libre. Existe una gran diferencia. Que Dios bendiga a los médicos, sin ellos no sería así”, declaró Matios.

Lea también: 

Padre abraza y consuela al hombre que atropelló a su hija

Deja un comentario

Mas populares