viernes, septiembre 17, 2021
Inicio Internacional Judíos agradecen a Dios por su protección tras los voraces incendios en...

Judíos agradecen a Dios por su protección tras los voraces incendios en Israel

Uno de los incendios más grandes en la historia de Israel destruyó unas 25.500 hectáreas de un bosque cerca de Jerusalén el 15 de agosto.

Los residentes fueron evacuados y más de 1.500 bomberos trabajaron durante tres días seguidos para controlar las llamas.

A pesar del inmenso daño, los judíos mesiánicos, que creen en Jesús como el Mesías, fueron testigos de la protección de Dios en medio de las llamas.

Judíos agradecen a Dios por su protección tras los voraces incendios en Israel

Tal (no es su nombre real) vive con su familia en una de las pequeñas aldeas al oeste de Jerusalén afectadas por el incendio.

Informó a Kehila News que vio las llamas en su camino a casa y cargó apresuradamente a su familia en el automóvil. “El calor era insoportable.

Nunca había experimentado algo así, fue realmente aterrador”, dijo Tal. “Salimos y oramos, sin saber si tendríamos un hogar al que regresar”, dice Tal.

Providencia de Dios

“Mientras conducíamos, oramos y dijimos: ‘Señor, Tú eres soberano. Puedes hacer un milagro. Por favor. Déjanos ir a casa.’ No parecía posible”.

“Todo a nuestro alrededor se incendió, los vientos eran fuertes y los bomberos ni siquiera habían llegado a nuestro pueblo”.

Algunos residentes de la comunidad no pudieron evacuar a tiempo y los bomberos ya no pudieron comunicarse con ellos. Simplemente siguieron el consejo de cubrirse con mantas mojadas, mientras que algunos usaron las mangueras del patio trasero para combatir las llamas.

Sentimos a Dios

Otra judía mesiánica, Orly (no es su nombre real), también vive en un pueblo al oeste de Jerusalén. Debido a que su casa está ubicada en lo alto, dice que a menudo ve incendios, pero esta vez fue diferente, y Dios mismo se lo advirtió.

“Sentí fuertemente del Señor que teníamos que prepararnos para evacuar”, le dijo a Kehila News. Veinte minutos después, recibió un mensaje en su teléfono celular informándole que la aldea necesitaba ser evacuada.

Orly testifica: «Seguí las noticias y, por las imágenes, parece que la mitad de nuestro pueblo se incendió. Pero fue como si Dios pusiera su mano contra el fuego y no permitiera que consumiera las casas. A una persona le quemaron un coche, pero no la casa. El jardín de otra persona se incendió y un árbol al lado de la casa se quemó, pero la casa no se incendió. Uno de mis vecinos dijo: ‘Ahora sé que Dios me ama’. Fue un milagro».

Lea también:

Nube de humo de magnitud apocalíptica cubre el Monte del Templo en Israel

Deja un comentario

Mas populares